Un vino se puede valorar, apreciar pero siempre disfrutar. Y como aquella canción de Krahe, no todo va a ser catar.Jóvenes por el vino juntó ayer a una treintena de veinteañeros con ganas de pedir una y otra copa hasta apurar las botellas en el Bar Cubarsa. El local...